Daily Planet

¡ZAS! En toda la boca

Madonna en Sevilla 16/09/2008

leave a comment »

Madonna en Sevilla, de fondo: Britney

Tan solo puedo decir una cosa: ¡¡WOW!!

Qué despliegue de medios, qué potencia tiene esta mujer en vivo. No paró ni un minuto, lo dio todo sobre el escenario. Quizá haya sido la gira más floja puesto que no ha tenido (casi) controversias de ningún tipo (no ha aparecido crucificada ni dándose morreos con otras, en fin), pero aún y todo ha sido uno de los espectáculos más impresionantes de los que he asistido en mi vida.

Con media hora de retraso sobre lo que ponía en las entradas, apareció la diva sobre el escenario, flanqueado éste por dos letras M de tamaño mayúsculo. Tras una intro de video simulando el recorrido de un caramelo entre diversos engranajes, todo sobre unas estupendas pantallas móviles, van apareciendo una por una las letras que forman el título del último trabajo de Madonna: H A R D  C A N D Y. Mientras salen las letras, la pantalla central se abre hacia arriba dividiéndose en unos cuantos módulos, y ahí está ella. Sentada sobre un enorme trono negro y con un bastón que le va lanzando a sus bailarines, aparece la Ciconne cantando el tema que abre el disco: ‘Candy Shop’.

Y para no irme por los cerros ni olvidarme de contarte nada, voy a explicarte el recital tema a tema, ahí vamos, tras el salto.

Candy Shop: la primerísima. La presentación de todo. En pantalla simulaciones de pasta de caramelo como la que aparece en la portada de su disco. Mucho rosa. En pista, ELLA, y sus bailarines. Una coreografía espectacular. Cómo se mueve esta mujer, ¿es cierto que tiene 50 años? No me lo creo.

 

Beat Goes On: Personalmente mi tema favorito de ‘Hard Candy’. Se vuelve a abrir la parte central del escenario para dar paso al majestuoso Rolls Royce blanco sobre el que Madonna y los suyos interpretan este tema con ayuda de Pharrell y Kanye West. No, no estaban allí físicamente, pero sí en unos videos que proyectaban en las pantallas de fondo especialmente grabado para la gira.

 

Human Nature: Madonna al frente del escenario con una guitarra interpreta este tema del ‘Bedtime Stories’ mientras en las pantallas se ve un curioso video imitando aquel de un tipo que pasó 41 horas encerrado en un ascensor. Lo puedes ver aquí. Pero en lugar de al hombre vemos a una mujer rubia con unas enormes gafas de sol. Terminando la canción en uno de los ‘I’m not your bitch’ que la componen la chica del ascensor se quita las gafas en un primerísimo primer plano y nos dice ‘It’s Britney, bitch’ solapándose con el verso anterior y mostrándonos, sí, que la atrapada en el ascensor era ¡¡Britney Spears!!

 

Vogue: Primer revival de la noche. Remezclada con el ‘4 Minutes’  al inicio para despistar (esta táctica la usó mucho a lo largo del concierto). Mientras sonaba una u otra y aún no distinguías cuál de las dos iba a interpretar, Madonna salió al frente y empezó la famosa coreografía de brazos/alrededor/de/cabeza del video de ‘Vogue’ ¡¡TEMAZO!!

 

Interludio de video 1: Primera pausa del programa para cambio de vestuario. Mientras todos salían de pista en las pantallas proyectaban a Madonna interpretando sobre un ring una versión del ‘Die Another Day’, tema perteneciente al film homónimo de James Bond. Sobre el escenario dos bailarines imitaban una pelea de boxeo mientras bailaban y saltaban el uno sobre el otro.

 

Into the Groove: Aprovechando la temática boxeo vuelve a entrar en escena Madonna saltando a la comba. Sin fallar ni una sola vez mientras interpreta este tema clásico suyo. Hacia el final de esta actuación hizo el más difícil todavía saltando entre dos combas a la vez.

 

Heartbeat: Simulando que está exhausta tras tanto esfuerzo Madonna cae al suelo. A su vez en las pantallas veíamos la típica lifeline, la línea que describen los latidos de un corazón en las máquinas de hospital. Estaba claro que ahora tocaba ‘Heartbeat’, otro tema del último disco. Conforme los latidos sonaban ella se iba levantando al ritmo hasta comenzar a cantar.

 

Borderline: Sorpresón para los que no conocían cuál sería el repertorio. Este tema data de 1983, ¡¡de su primer disco!! Todo un clásico.

 

She’s Not Me: Aprovechando la nostalgia del tema anterior proyectaron imágenes de las diferentes etapas de Madonna. Y mientras ella interpretaba el ‘She’s Not Me’ aparecieron cuatro de sus bailarinas disfrazadas de ella en una de estas épocas cada una, a saber: los 80, la Madonna/Marilyn del video ‘Material Girl’, la “Ambición Rubia” del bustier de conos de Gaultier y la guarrilla de ‘Erotica’. La diva original iba haciendo como que peleaba con ellas y les iba quitando piezas de ropa a cada una.

 

Music: Las pantallas móviles simularon esta vez unas puertas de metro de las que salieron, al abrirse, todos los bailarines vestidos rollo hip-hop. Antes de empezar con el tema, Madonna cantó un par de veces el chorus de ‘Last Night a DJ Saved My Life’ de los Indeep. Al acabar se metieron todos de nuevo en el “metro” para dar paso a la siguiente pausa.

 

Interludio de video 2: Una infografía 3D de una especie de hada revoloteando por un bosque. Al final, junto a unos cuantos acordes y voces de ‘Rain’ las pantallas simulan lluvia y del techo aparece una cortina de leds circular.

 

Devil Wouldn’t Recognize You: Dentro de esa cortina, ataviada con el traje de capa de Givenchy del que te hablé aquí, está Madonna interpretando este tema del último disco. Sobre la cortina de leds proyectan agua, que en conjunción con las pantallas que quedaban detrás creaba un efecto de movimiento espectacular.

 

Spanish Lesson: Al grito de “¿hablas español?”, Madonna comienza con este tema tan atroz del ‘Hard Candy’. Infumable.

 

Miles Away: el especial homenaje de la diva a aquellos que por el motivo que sea están lejos de sus seres queridos. Sobre las pantallas, una bola del mundo que giraba mostrando una suerte de Google Maps en alternancia con imágenes de personas de diversas procedencias y flashes de pasaportes y documentos de identidad.

 

La Isla Bonita/Lela Pala Tute: Una remezcla del tema clásico de 1987 junto a una canción tradicional rumana. Sobre el escenario todos disfrazados de zíngaros y con una banda típica del país incluída. Curioso experimento.

 

You Must Love Me: La pausa para la baladita que todo concierto ha de tener. Yo hubiese preferido ‘Frozen‘ o ‘Rain’, pero no estuvo mal la interpretación de este tema de la BSO de ‘Evita’. Con imágenes de la película de fondo. No, no apareció Antonio Banderas.

 

Interludio de video 3: Haciendo un tema nuevo con la frase “get stupid” de la canción ‘Give It 2 Me’ vemos imágenes grabadas de Madonna cantándolo intercaladas con otras de personajes de peso en el mundo de la política, para bien o para mal: Mandela, Lennon, Gandhi, Mugabe, Hitler, McCain y Bono (el de U2, ¡¡que soy Bono ¡¡Copón!!). Para finalizar con un fade out de Obama. Propaganda electoral vaya.

 

4 Minutes: Una cuenta atrás gigantesca de 4 minutos comienza en el video-wall justo detrás del rapero Timbaland con su frase “I’m out of time and all I got is 4 minutes, 4 minutes”. Sobre el escenario unas cuantas pantallas de tamaño de una persona muestran a Justin Timbarlake. Las pantallas se movían al ritmo de la coreografía, simulando así que Madonna bailaba junto a Justin.

 

Like a Prayer: Y el Estadio Olímpico de Sevilla se vino abajo ¡¡Qué interpretación de un clásico!! En las gradas todo el mundo en pie y bailando, en la pista todo el mundo manos (y móviles) arriba y bailando también. La canción más coreada del recital. Impresionante. Los pelos de punta se me pusieron al oir los primeros acordes y el “life is a mystery…”.  Mientras, en pantalla diversas frases religiosas de diferentes credos y con sus caracteres correspondientes: letras árabes, hindúes, hebreas…Al finalizar en pantalla queda una frase grabada, “We all come from the light, and will end in the light” (“Todos procedemos de la luz y en la luz acabaremos”).

 

Ray of Light: Correcto, la frase anterior junto a unos espectaculares juegos de luces láser dieron paso a este tema del disco homónimo.

 

Hung Up: Antes de empezar a interpretar el “time goes by, so slowly”, Madonna quedó sola en el escenario haciendo corear a todo el estadio unos cuantos “uuh, uuh” repitiéndolos cuando ella los decía y haciendo responder con ese mismo sonido a preguntas tipo “¿lo pasáis bien?” o “¿cuánto me queréis?” que derivaron en un par de estrofas a capella del ‘Express Yourself’ para dar paso a la ya temida versión rock del ‘Hung Up’.

 

Give It 2 Me: Y con esto acabamos. Un tema del último disco muy dance que acompañó con imágenes del clásico videojuego ‘Galaxian’. Todo con el objetivo de, al terminar el tema, mostrar en pantalla un gigantesco “GAME OVER” a la vez que ella se iba por donde había venido. Glorioso.

Anuncios

Written by Qluraqan

17 septiembre, 2008 a 11:09 pm

Publicado en Conciertos

Tagged with , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: